La Cueva…

25 Oct

Para leer este artículo se recomienda leer el relato desde el comienzo…. ( https://matbice.wordpress.com/2010/10/21/el-nazi%e2%80%a6/#more-50 )

El negocio de los pinos no dio frutos, aun así seguimos subiendo el cerro, casi todos los fines de semana, el trayecto era siempre el mismo, subíamos al anfiteatro, comíamos, seguíamos el camino de autos hacia abajo, llegábamos al tranque y subíamos por el otro lado de vuelta al anfiteatro. Después bajábamos trotando hasta llegar a la casa del árabe, donde corríamos tal como la primera vez, saltando los arbustos para terminar tirandonos por el tobogán de tierra y de ahí calabaza, calabaza cada uno pa su casa.

Siempre nos juntábamos como a las 9 de la mañana en la plaza y se esperaba como máximo unos 35 minutos a que todos llegaran, es decir, las 9:35 subíamos y el que no llegaba no llegaba nomás. Obviamente no siempre llegaban todos, pero la convocatoria siempre era buena… más de alguna vez, en la mitad del trayecto, nos alcanzaba uno de los amigos que no había llegado en la mañana.

Un día nos juntamos en la plaza como siempre para subir al cerro, esta vez teníamos la idea de hacer una fogata en la tarde, así  que pasamos a la bomba de bencina de la esquina y llenamos una botella de parafina, estábamos listos para ir rumbo a nuestro cerro. Llegamos directo sin parar al anfiteatro, comimos unas manzanas y tomamos agua. Eran como las 11 de la mañana y empezamos a bajar por el típico camino de autos, íbamos por la mitad, y uno de los amigos que iba un poco más atrás, nos llama para que subamos por una parte donde se notaba que en días de invierno pasaba agua… Ese día en especial hacia mucho calor, por lo que aventurarse a subir el cerro por otro camino, o mejor dicho, por un lado que no había camino, no motivaba mucho.

Mientras subíamos, no faltaban los que decían que nos devolviéramos, pero los amigos que iban adelante estaban decididos a seguir, por lo que finalmente todos seguimos cuesta arriba. Pasada media hora de subiendo, encontramos un tubo negro que salía de la tierra y que seguía la misma dirección por la cual nosotros ibamos, esto nos dio animo a todos, queríamos saber de donde venia este extraño tubo. El único inconveniente era que como hacia mucho calor, ya se nos había acabado el agua.

Seguimos subiendo, siguiendo el extraño tubo que en partes del trayecto se metía y desaparecía en la tierra… La subida era cada vez más difícil, llego un punto que los arbustos tapaban completamente el camino, dejando solo el espacio del canal, pensamos que hasta ahí llegamos, pero no de nuestros amigos sin pedir la opinión, se metió punta y codo por el espacio y todos lo seguimos. Resultaba muy incomodo subir así, por lo que los que ibamos mas atrás, pensamos en bajar. Empezamos a darnos vuelta cuando escuchamos lo que habíamos esperado hace muchísimo tiempo…. “La cueva!!!! Encontré la cueva….. suban, subaaaaan.”.  Poco recuerdo mi reacción al escuchar ese excelente mensaje, solo se que fue una inyección de fuerza que nos hizo subir mucho mas rápido, las ramas ya no eran un impedimento, se escuchaba a cada vez mas cerca como iban llegando los amigos y se abrazaban de felicidad, también había otro ruido, como si corriera agua… llego mi turno, salgo del túnel de ramas y ahí estaban saltando mis amigos, mojados enteros, habían abierto una cañería de agua, por la cual salía un chorro gigante de agua. Mi decepción fue inmediata, no me importaba estar muerto de sed y de calor, a 3 horas de mi casa y sin agua. Lo que quería era encontrar la cueva, la cual era como dije anteriormente un mito…. Pregunto “¿y la cueva?”, me apuntan detrás de unos matorrales, “ahí esta”, camino un poco y la veo, realmente increíble, ahí estaba la cueva, era real… Salte, me bañe y celebre con  mis amigos, la felicidad que sentí en ese minuto me es muy difícil describir.     

No tengo fotos mias de la cueva, pero esta es igual

Esperamos que llegue el resto del grupo, llenamos las botellas con agua y nos preparamos para entrar a la cueva. (Para que se hagan una idea, poniendo de referencia la casa del nazi, la cueva queda en el cerro del norte, y el anfiteatro queda en el cerro del sur). Como no estábamos preparados para encontrar la cueva, no llevábamos linternas, por lo que improvisamos una antorcha con una polera que uno del grupo sacrifico. Como nadie sabia hacer antorchas, al prenderla empezó a desprenderse, no nos sirvió mucho y para no quemar a nadie, preferimos apagarla. Entramos a la cueva despacio, se escuchaba ruido al fondo y se veía algo que brillaba, seguimos caminando con mucho cuidado, no puedo negar que teníamos un poco de miedo. Nos dimos cuenta que el piso estaba mojado y el ambiente en el interior era cada vez mas frío, en contraste con el día de calor infernal que había afuera. Paramos un minuto para ver bien, por que se lograba ver el final de la cueva, por que lo iluminaba un rayo de luz que salía desde arriba. Terminaba con una pared mojada, por donde caía agua, era como si la cueva estuviera debajo de mucha agua, y empezara a gotear. Miramos bien y nos dimos cuenta que había algo, un bulto, uno de los amigos grito y corrió hacia afuera, produciendo el efecto de ganado y todos corrimos con el…. Afuera se especulaba que podría ser ese bulto, una persona, un animal, o cualquier cosa. Volvimos a entrar solo 3 amigos, nos costo, pero llegamos al final y nos dimos cuenta que el bulto, era solo una roca.

Descansamos y comimos como una hora, habíamos encontrado la famosa cueva, eran como las  3 y media de la tarde, decidimos seguir explorando, subimos el cerro para ver que es lo que había arriba de la cueva… Había un camino, que llevaba a un hoyo que parecía como una piscina sin agua, a medio terminar. Se escuchaba a lo lejos que corría agua, seguimos el ruido a través de un bosque de eucaliptus, nos demoramos 10 minutos y llegamos a un tranque grande, la cueva estaba por debajo de este tranque. Rodeamos el nuevo descubrimiento y encontramos un canal que venia de las montañas, así que empezamos a correr con las zapatillas puestas por dentro del canal. Esa sensación fue muy rica, correr por un canal mojándose las piernas en un día con muchísimo calor, era raro, pero íbamos cerro arriba y no sentíamos cansancio. Uno de los amigos que iba adelante grita como si se hubiese caído, llego al lugar y estaba agarrandose la pierna, le había mordido una culebra, que estaba nadando en el canal, me salí del canal y subí un poco y ahí la vi, estaba nadando era café claro, tome un palo para poder levantar la culebra, trate de tomarla pero se metió por un hoyo y desapareció…. Seguimos corriendo, el canal que hasta el momento era de tierra y piedras, ahora estaba pavimentado. Seguimos subiendo hasta que llegamos a un lugar en que la subida era bien empinada y el fondo del canal estaba resbaloso ya que se había formado un musgo. Subimos por fuera del canal y sin pensarlo mucho nos sentamos en el canal y nos tiramos cerro abajo, como el Splash!!! Esto superaba el tobogán de tierra que teníamos abajo, y nos quedamos haciendo esto mucho rato.

Ya eran las 5 de la tarde y era hora de volver, bajamos por el canal corriendo y paramos en un  lugar donde había un hámster muerto en la orilla, juntamos ramas y con la parafina que nos quedaba hicimos una fogata para secar la ropa. Nos demoramos como 2 horas en bajar, llegamos como a las 8 de la noche a nuestras casas, con una gran alegría por haber encontrado finalmente, la cueva….

Continuara…. ( cuarta parte  https://matbice.wordpress.com/2010/10/27/espiritismo-cerro-pornografia-y-nazis/#more-112 )

Anuncios

Una respuesta to “La Cueva…”

Trackbacks/Pingbacks

  1. EL CERRO… « Matbice - 11/24/2010

    […] Continuara….. ( https://matbice.wordpress.com/2010/10/25/la-cueva/#more-67 ) […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: